Redacción Canal Abierto | Decenas de familias de productores de la provincia de Buenos Aires regalaron hoy frente a Casa Rosada 20 mil kilogramos de verdura. Lo hicieron para denunciar la dilatada Ley de Emergencia que les facilite créditos de blandos de acceso a la tierra. En septiembre pasado ya habían realizado una protesta similar.

Los manifestantes, organizados en la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT-CTEP), denunciaron los altos costos de sus insumos valuados en dólares y una diferencia del 400% entre su apercibimiento y los precios de venta al público.

“La devaluación sufrida a principio del año pasado, el aumento de tarifas sostenido, la inflación, la apertura de las importaciones, la caída del consumo, sumado a la grave situación estructural de los distintos sectores, lleva a una gran crisis productiva que genera la pérdida de trabajo, la caída de la producción  y por lo tanto de la soberanía alimentaria de nuestros pueblos. El alimento que come el pueblo está subsidiado por la vida precaria de las familias que la producimos”, advirtieron.