Redacción Canal Abierto | Desde la asunción de Mauricio Macri se conocen 95 hechos de violencia propiciados por las fuerzas de seguridad contra manifestantes, 180 aperturas de causas penales y 336 detenciones.

Si bien la política represiva del Estado no es nueva, el número grafica la foto de una película en la que una gran cantidad de víctimas de políticas sociales de ajuste intenta, nuevamente,  ser disfrazada de victimario.

En esta entrevista, Luis Campos del Observatorio Social de la Central de Trabajadores de la Argentina Autónoma revela las provincias más calientes, el ranking de demandas, los sujetos colectivos e individuales víctimas y la reciente aplicación de una nueva figura penal grave que restringe la libertad hasta límites absurdos.

 

La entrevista completa