Redacción Canal Abierto | “Logramos salvar con esta lucha gran parte del LACMI”. Con esta expresión resumieron su triunfo las bioquímicas reincorporadas en el Laboratorio de Alta Complejidad de Misiones, tras varias semanas de reclamos y en medio de un paro por tiempo indeterminado que finalmente fue levantado.

Se trata de Alejandra Manulak y Cristina Aguirre, delegadas de la CTA Autónoma misionera despedidas a fines del 2017. El acuerdo también deja atrás los traslados arbitrarios y el virtual desmantelamiento del único laboratorio de alta complejidad con que cuenta la provincia, que ponía en riesgo la formación académica de estudiantes de bioquímica de la Facultad de Ciencias Exactas, Químicas y Naturales que cursaban las residencias y la práctica profesional allí.

“Hemos logrado que se haga justicia con la restitución del trabajo y el cese de los traslados –sostuvo Aguirre-. Logramos salvar con esta lucha gran parte del LACMI, que es parte de la salud pública y un aporte muy importante para la población”.

Gracias a la organización y el acompañamiento de miles de usuarios y trabajadores de diversos sectores, las autoridades del Parque de la Salud y el Ministerio de Salud de la Provincia debieron reincorporar a las delegadas y acordaron mantener abierto un canal de diálogo para seguir discutiendo las demás reivindicaciones.

En las últimas semanas miles de usuarios del laboratorio se movilizaron para expresar el repudio a los despidos y en defensa del sistema público de salud. Al paro convocado por la Central y a las movilizaciones se sumaron la Corriente Clasista y Combativa, el Movimiento Popular la Dignidad y otras organizaciones sociales. Los trabajadores de las distintas reparticiones del Estado nucleados en ATE también hicieron propio el reclamo por la reincorporación de las delegadas cesanteadas y exigieron la continuidad de todo el equipo humano del LACMI. El Colegio y Círculo de Bioquímicos acompañó el reclamo.

“Siento tanto agradecimiento a la gente que apoyo está causa, a los que salieron a la calle a decir basta de despidos y de injusticia, a la familia, a los pacientes, a los gremios que se solidarizaron, a los colegas bioquímicos que salieron a defender la profesión, cada uno desde su lugar se movieron por la causa”, agradeció Manulak tras confirmar la firma del contrato que la devuelve al laboratorio que tanto defendió.

Este martes las puertas del laboratorio volvieron a abrirse, el paro se levantó y todos los profesionales fueron restituidos a sus lugares de trabajo, por lo que a partir de hoy funcionará con total normalidad.

Es solo un comienzo

Durante los meses que lleva el conflicto, y particularmente tras conocerse el ataque a la organización de los trabajadores materializado en el despido de las delegadas gremiales y en los traslados, el equipo del LACMI fue fortaleciéndose y creciendo en organización.

Con el acompañamiento y el paragüas de la CTA Autónoma y su equipo jurídico, pusieron en discusión la fundación Parque de la Salud, herramienta de la que se vale el gobierno provincial para precarizar a miles de profesionales y reinstalaron el reclamo por la estabilidad laboral y por la equiparación salarial dentro del régimen de la carrera sanitaria.

Informe: Secretaría de Comunicación y Difusión de la CTA Autónoma de Misiones

Nuestros temas