Redacción Canal Abierto | La meta oficial de un 15% de inflación anual parece una utopía a esta altura del año. Es que con las cifras de febrero, de 2,4%, y la que había dado en enero, de 1,8%, la suba de precios ya acumula en tan solo dos meses un 4,2%. Es decir que, para alcanzar su objetivo, el Gobierno deberá poner como tope el 1,1% de inflación mensual para lo que resta de 2018.

Los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) revelan que la suba de febrero estuvo liderada por los rubros comunicación (9,1%), transporte (4,5%) y servicios para el hogar como la luz (3,8%).

Mientras que en el sector alimentos y bebidas no alcohólicas, quizás el mas sensible porque afecta directamente a los hogares de menores recursos, el incremento fue del 2,2%. Si bien este rubro estuvo en línea con la suba general, es un hecho que este mes la inflación fue mayor en los servicios 3,5% que en los bienes 1,8%.

Por otro lado, si se la compara con febrero de 2017, la suba interanual fue de 25,4%.

Si bien hasta los gremios cercanos al Gobierno buscaron romper el techo paritario del 15%, todo indica que no será un año fácil para los trabajadores, mucho menos para los reclamos salariales. Basta repasar algunos acuerdos, que van desde el magro 12% de los estatales porteños de Sutecba, hasta el 17% de los Aeronáuticos o el 18% de la Unión Trabajadores de Entidades Deportivas y Civiles (UTEDyC).

promoción

Nuestros temas