Redacción Canal Abierto | Natalia Morales es diputada provincial por el Frente de Izquierda en Jujuy y fue despedida, junto a otros siete trabajadores, luego de que pidiera licencia sin goce de sueldo.

La situación de Morales es un caso más dentro de los recientes despidos en todo el país por parte del Ministerio de Agroindustria y de la Subsecretaría de Agricultura Familiar en particular, un programa dentro del Ministerio que tiene a la totalidad de sus empleados precarizados y que despidió en su mayoría a opositores a la gestión: “No nos parece que sean casuales los listados que vemos en las distintas provincias. Los arman en las coordinaciones provinciales y claramente hay una cuestión persecutoria y discriminatoria en el marco de despidos que son masivos”, esgrimió Natalia Morales en diálogo con Canal Abierto.

En su caso particular, la diputada provincial pertenece a planta transitoria desde hace catorce años y en diciembre había solicitado licencia sin goce de sueldo para poder ejercer el cargo. No le respondieron y luego le dijeron que no se la iban a dar “porque no tenía derecho a la licencia para asumir el cargo”, afirmó Morales. Posteriormente, le llegó el telegrama de despido: “en estos dos años del gobierno de Macri es la segunda vez que me despiden, la primera vez siendo delegada y habiendo sido candidata a gobernadora”.

En los últimos días hubo 130 despidos a personal de planta transitoria principalmente y con más de cinco años de antigüedad. Morales lleva catorce como trabajadora y hay otros que están desde el inicio del programa con 25 años de antigüedad, hoy despedidos.

Por ahora, en Jujuy se encuentran en asamblea y este viernes serán parte de una acción conjunta organizada por SENASA, otro de los organismos descentralizados perteneciente al Ministerio de Agroindustria, y con 213 despidos hasta el momento.

Nuestros temas