Redacción Canal Abierto Los trabajadores de la Administración Federal de Ingresos Públicos de la Nación (AFIP) y Aduana, se encuentran en estado de alerta luego de que el Administrador Federal Leandro Cuccioli, quien asumió hace aproximidamente un mes, manifestara la intención de congelar los salarios, no dar paritarias y bajar la cuenta de jerarquización, un plus que se les da por la recaudación a los empleados.

AFIP es un ente autárquico que posee financiamiento propio y que además es el recaudador más importante del país ya que genera el 95% de los ingresos.

El alcance de la medida afectaría a 21 mil trabajadores de todo el país.“De enero a mayo recaudamos 80 mil millones de pesos más que lo que establece el presupuesto, es decir que superamos la meta de recaudación con la importancia que tiene eso hoy en día”, explica Federico Cardone en diálogo con Canal Abierto, Secretario de Prensa de AEFIP, Federico Cardone.

Los trabajadores, realizaron hace dos días una asamblea general en el Banco Hipotecario, en la sede central de AFIP, que fue acompañada simultáneamente en todo el país por más de tres mil asalariados.

“Todo esto comenzó hace dos semanas, producto de una campaña que se hizo en los medios y que generó información falsa con respecto a nuestros salarios. Dijeron que cobrábamos 100 mil pesos de bolsillo en promedio cosa que es falsa y de ahí buscaron estigmatizar a los trabajadores de  AFIP en particular y de los trabajadores del estado en general como si fuéramos los responsables del déficit fiscal”, señala Cardone.

Por lo pronto no han obtenido respuesta y se encuentran analizando nuevas medidas de fuerza hasta tanto no se resuelva el conflicto.

en octubre

Nuestros temas