Redacción Canal Abierto | Bajo el imponente sol del mediodía, la bronca de enfermeros y enfermeras se hizo escuchar en el centro porteño este 21 de noviembre, casualmente en el Día de la Enfermería. Es que, al desfinanciamiento de la Salud de los últimos años –según el Presupuesto recientemente aprobado, continuará en 2019 -, se sumó la reforma impulsada por el Gobierno porteño que desconoce a los Licenciados en Enfermería, bioimágenes e instrumentadores quirúrgicos como profesionales y los considera personal administrativo.

La avanzada sobre la salud pública tiene tantos frentes como voluntades de defenderla. Otro de ellos salió a la luz pocos meses atrás cuando -sin debate, sin presupuesto y sin certezas sobre el destino de los trabajadores de los hospitales monovalentes de la Ciudad- el Jefe de Gobierno saltó la aprobación de la Legislatura porteña e impuso el cierre de cinco hospitales para la creación del Complejo Hospitalario Sur.

En este acuciante contexto es que miles de trabajadores de la Salud movilizaron este 21 de noviembre de Congreso a Plaza de Mayo, en el marco de un paro nacional del sector convocado por la Asociación Trabajadores del Estado (ATE).

“El Gobierno de Larreta y sus legisladores votaron una ley para tratarlos como administrativos y no reconocerlos como profesionales y la verdad que es una aberración, hay que participar y parar en repudio a las políticas que están implementando en consonancia con el Gobierno Nacional y con la gobernadora de la provincia de Buenos Aires. Lo único que hacen es achicar el presupuesto de salud y no garantizar la continuidad laboral de los compañeros y compañeras. Estamos acá para decirle al gobierno que dé marcha atrás y se siente a negociar con los sindicatos y los trabajadores”, destacó Vanina Rodriguez prosecretaria gremial de Ate Provincia de Buenos Aires.

 

En este sentido los y las trabajadoras de la salud destacaron que esta Ley aprobada por el Gobierno de la Ciudad atenta directamente contra la salud pública, ya que son los enfermeros los sostenes del sistema que cuidan y ponen el cuerpo día y noche.

“Tenemos que ser poderosos, unirnos y realmente saber que somos la columna vertebral de salud, somos la masa, el 80% de los trabajadores de salud. Sin enfermería no existiría un solo hospital abierto”, señaló Marcelo Menendez Licenciado en enfermería y trabajador del Hospital Moyano.

“En el día de la salud, están todas las profesiones en contra de esta ley que precariza el trabajo, hoy tenemos marchas en muchísimas provincias. Es una Ley que votó la Legilslatura con el apoyo de la burocracia de Sutecba. Es un acuerdo de la burocracia sindical y el macrismo para favorecer la destrucción del equipo de salud y este plan de achique. Por eso esta movilización masiva y la necesidad de  salir a la calle”, indicó Jorge Jabkowski, Presidente de la Federación de Asociaciones Sindicales de Profesionales de la Salud de la República Argentina (FeSProSa)

Los carteles y los pañuelos con la consigna “¡somos profesionales!” inundaron por completo la Avenida de Mayo. Hombres y mujeres se movilizaron en contra del ajuste en salud y para que finalmente se los reconozca como profesionales.

Somos enfermeros y enfermeras y toda la vida nos hemos dedicado a esto con amor. No es justo que por una ley que el gobierno quiere implementar se nos quiten nuestros derechos. Somos todas trabajadoras de la salud que estamos a disposición del pueblo. Hace 30 años que soy enfermera y es la primera vez que me siento tan agraviada por un gobierno siendo que somos el eje principal de la salud ”, señaló Mari Martini, enfermera de Escobar.

Fotos: @dicoluciano

promoción

Nuestros temas