Redacción Canal Abierto | El 1 de enero de este año trabajadores rurales y vitivinícolas de San Juan dejaron de percibir el subsidio de 1850 pesos que el Ministerio de Trabajo de la Nación les abonaba en el marco del Programa de Entrenamiento Laboral. Al pedir explicaciones, desde la cartera laboral les informaron que el programa destinado a la actividad pasó a la órbita de Desarrollo Social. Pero, desde allí, negaron haber recibido el traslado y desconocer la lista de beneficiarios o el monto correspondiente.

Se trata de 13.600 planes que quedaron en el limbo y cuya ausencia deja a la provincia cuyana en una situación de crisis social preocupante. Sus beneficiarios son trabajadores temporarios de la uva y la aceituna y mujeres de entre 45 y 60 años con dificultades para inserción laboral.

Descargar

Desde la CTA Autónoma provincial se movilizaron a la Ciudad de Buenos Aires, donde se concentraron frente al Ministerio a cargo de Carolina Stanley. Allí se encadenaron al edificio esta mañana, pidiendo una audiencia que ayude a destrabar la situación.

Nuestros temas