Redacción Canal Abierto | “Los chicos de la escuela pública no van a tener 5º año”, resume Susana Colli, docente de Educación Media y miembro del sindicato Ademys, en relación a la reforma educativa conocida como Secundaria del Futuro que impulsa el gobierno porteño y despertó el rechazo de los estudiantes que mantienen tomadas 30 escuelas.

Para la educadora, la reacción es lógica: “La reforma es sólo para la escuela pública. Quieren hacer una escuela para ricos y otra para pobres”. Y hace foco en un punto sobre el que poco se dijo pero que representa un beneficio extraordinario para algunos sectores del gobierno de la Ciudad vinculados a la educación. “El proyecto habla de que los chicos van a tener clases en plataformas virtuales. Las plataformas virtuales se pagan, es uno de los grandes negocios que hay en el mundo de la educación”.

¿Qué significa cambiar docentes por “facilitadores”? ¿Por qué este proyecto cuando apenas acaba de implementarse la NES? Los intereses, la ideología y el gasto millonario que se esconde detrás de una reforma que es apenas el principio.

Entrevista completa: