Redacción Canal Abierto | En la mañana de ayer marcharon en San Pedro de Jujuy familiares y compañeros de los cuatro trabajadores del Ingenio La Esperanza que continúan detenidos en el penal de Alto Comedero, apresados tras la represión que sufrieron el miércoles pasado.

Se mantiene además un acampe en la Plaza de los Agricultores, frente al Centro Judicial de esa ciudad, que se levantó durante la noche para regresar a primera hora de la mañana.

El secretario General del Sindicato de Obreros y Empleados del Azúcar (SOEA-CTA) del Ingenio La Esperanza, Sergio Juárez, y el secretario Gremial, Néstor Bautista, son los dos dirigentes obreros que permanecen detenidos, junto al militante de derechos humanos y comunicador de la Red Nacional de Medios Alternativos (RNMA) Oscar Delgado y el joven Roberto Molina, hijo de un obrero del Ingenio que salió en libertad el domingo junto a otros 20 trabajadores.

De la marcha de ayer participaron además organizaciones de derechos humanos, políticas, sociales y sindicales, no sólo de Jujuy sino también de otras provincias .

“El gobierno nos golpeó directamente en el corazón de cada uno de nosotros”, dijo Leonor, esposa de Carlos Torres, uno de obreros liberados el domingo. Y continuó: “Todas estas familias tenemos hijos y nietos. Y ellos golpearon a los menores”.

Leonor es madre de cinco hijos, cuatro varones y una mujer. Y abuela de doce niños. Los 17 están con ella en la Plaza de los Agricultores, donde pasaron la Nochebuena. “Mi marido está destruido”, afirma, y explica: “Por el encierro. Nosotros somos viejos, él tiene 60 años. De joven entró en el ingenio, a los 30, en un trabajo que es muy sacrificado. Él es soldador, pero estaba en varios trabajos, en camiones, en cualquier trabajo se desempeñaba” comentó la mujer, que además cuestionó duramente al gobernador Gerardo Morales: “A Morales le hemos hecho la campaña. Él vino al Ingenio, pero parece que perdió la memoria. Él siempre decía ‘a esta empresa nunca la vamos a perder compañeros, esta fábrica es de ustedes’. Pero perdió la memoria. Nos pegó en el corazón. Me partió la casa, todavía no nos hemos podido sentar a comer, todavía no he cocinado un guiso en mi casa. Sí he comido es lo que todo el pueblo me ha regalado, lo que la gente me ha venido a dar en la Nochebuena”.

“Libertad inmediata”

Organizaciones de derechos humanos y sociales y colectivos sindicales y políticos emitieron un documento en el que repasan la situación de los detenidos en el marco de la protesta de los trabajadores del Ingenio La Esperanza.

Allí señalan que “los 21 trabajadores liberados habrían sido imputados por los delitos de lesiones leves, lesiones graves, atentado y resistencia a la autoridad; mientras que los cuatro que aún permanecen privados de libertad lo habrían sido por los delitos de daño agravado, perturbación al ejercicio de la función pública e instigación a cometer delitos”.

“En este contexto, reiteramos nuestra preocupación por el nivel de represión y criminalización de los trabajadores y demás personas detenidas en el marco de una protesta de los empleados del Ingenio La Esperanza; quienes lo hicieron reclamaban por las condiciones laborales y en defensa de su dignidad. Así como también denunciamos públicamente el retardo judicial en el caso de los compañeros que aún permanecen detenidos, sin que se hayan dado a conocer motivos suficientes y razonables para extender su restricción de libertad.”, expresan en el comunicado.

Tras reivindicar “los justos reclamos por dignidad” y repudiar “la judicialización de la protesta social, que es un derecho y no un delito”, exigen la inmediata libertad de todos los presos y el cese de la persecución y criminalización de quienes protestan.

Estreno

Nuestros temas