Por Inés Hayes | Entre la noche de este martes y la mañana del miércoles, fueron miles los perfiles de facebook en los que se narraban las historias personales atravesadas por los recorridos en los diferentes niveles de la educación pública: “Soy Juliana, fui al jardín, a la primaria y a la secundaria del Estado. Pude acceder a la Carrera de Sociología de la UBA y recibirme gracias a la educación pública. Hoy 57 universidades nacionales están de paro. #YoBancoLaEducaciónPública”, por poner sólo un ejemplo.

De Ushuaia a La Quiaca, se multiplican los reclamos por aumentos salariales acordes a la inflación que ya supera el 30% y se exige la devolución inmediata de los 4 mil millones de pesos del recorte que hizo el Gobierno en Ciencia y Universidad. Ayer, diferentes especialistas de las más variadas disciplinas alertaron que el Conicet se encuentra en “estado grave”. Si bien el caso del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas es el más conocido, el resto de los centros científicos y tecnológicos de todo el país están pasando por la misma situación.

Este viernes, el Plenario de Secretarios y Secretarias Generales de la CONADU Histórica, reunido en la ciudad de Buenos Aires, ratificó la continuidad del no inicio del segundo cuatrimestre con cese total de actividades en las Universidades Nacionales desde el martes 21 al sábado 25. Según explicaron sus dirigentes, Luis Tiscornia y Claudia Baigorria, “la resolución obedece al rechazo rotundo de la docencia universitaria y preuniversitaria a la vergonzosa oferta salarial del Gobierno de un 10,8% de aumento salarial en dos cuotas”.

La Federación que nuclea a docentes universitarios de todo el país definió coordinar con las otras federaciones y organizaciones estudiantiles una marcha nacional universitaria para el 30 de agosto, que se espera que sea multitudinaria y el viernes 24, volverá a reunirse el Plenario de Secretarias/os Generales para evaluar las medidas y el estado de la negociación paritaria con el Ministerio de Educación, pero esta vez, el punto de encuentro será la Plaza de Mayo. La marcha será a las 17.30 desde el Congreso al Ministerio de Educación (Palacio Sarmiento).

Por otra parte la Asociación Gremial Docente, el sindicato de educadores de la Ciudad de Buenos Aires que integra la CONADUH llamó a dar clases públicas en la histórica Plaza para llevar el reclamo a las puertas de la Casa Rosada y volver a decir: “La educación pública es un derecho, la educación pública no se vende, se defiende”.

en octubre

Nuestros temas