Redacción Canal Abierto | Bajo la consigna “No al G20” y #FueraFMI organizaciones políticas, sindicales y los movimientos sociales más convocantes se dieron cita en el estadio de Atlanta. El acto tuvo dos mensajes: el repudio hacia la política económica dependiente del gobierno de Cambiemos -que se expresa en todo su esplendor frente a la visita del G20 el próximo fin de semana-, y un gesto hacia una construcción opositora de unidad de cara a las elecciones de 2019.

“En el gobierno de Mauricio Macri no hay lluvia de inversiones, hay inversión en el aparato represivo –sostuvo Claudio Lozano, presidente de Unidad Popular (UP), al dar inicio al acto de cierre-. Para recibir al G20 se gastaron más de 3.000 millones de pesos en represión. Este equivale a 1.600.000 asignaciones universales por hijo y a 530,000 salarios de la economía popular. El G20 es para Macri una formidable oportunidad para militarizar el país”.

Junto a UP estuvieron el Movimiento Evita, Somos, Barrios de Pie, el Partido Comunista Revolucionario, el Partido del Trabajo y del Pueblo (PTP), la Corriente Clasista y Combativa (CCC), Octubres, Martín Fierro, MUP, Seamos Libres, el Frente Popular Venceremos, Barrios Peronistas, Peronismo 26 de Julio, MNCI, Vía Campesina, la Corriente Peronista Chacho Peñaloza y la Federación Nacional Campesina, en un estadio colmado por más de 50.000 personas que dejó gente afuera.


Luego, Lozano hizo hincapié en la unidad. “Tenemos que ser capaces de transformar nuestra lucha callejera en una fuerza política organizada que le abra una ventana de futuro a nuestro pueblo”, afirmó.

Un reflejo de esta unidad fue la foto del escenario, donde confluyeron, entre otros, el exgobernador bonaerense y actual diputado Felipe Solá; el secretario general de ATE Nacional, Hugo Godoy; el dirigente sindical Juan Carlos Schmid; el titular de la CTA Autónoma, Ricardo Peidro; el exdiputado y dirigente de UP, Víctor De Gennaro; la referente feminista, Nina Brugo; los diputados Daniel Arroyo, Lucila de Ponti y Leonardo Grosso; el dirigente de Barrios de Pie, Daniel Menéndez; y el secretario de organización del Movimiento Evita, Gildo Onorato.

Fue Solá quien aclaró una postura que sobrevoló el acto: “La solución no es irnos del G20, sino volver a tener un gobierno que defienda el trabajo de los argentinos. Fortalecer la economía popular es defender el trabajo argentino”.


En nombre de la CCC y el PTP-PCR, Juan Carlos Alderete manifestó: “Aprendimos que para combatir las políticas de miseria de Macri es necesaria la más amplia unidad. Repudiamos al G20 porque ellos son los responsables del hambre y las guerras que afectan al mundo entero. Nuestro país y nuestro pueblo no tienen futuro si no rompemos el pacto de Mauricio Macri y el FMI”. También llamó a la población a manifestar contra el G20 el 30 en las calles, donde las organizaciones marcharán desde 9 de Julio y San Juan hasta el Congreso, y con un cacerolazo desde las 20.

A su turno, la diputada Victoria Donda sostuvo: “Hoy venimos a decirle al país que los movimientos sociales estamos construyendo una alternativa. Junto al movimiento feminista somos los protagonistas centrales de la reconstrucción de la Argentina luego de que el desastre neoliberal del gobierno macrista deje a nuestro país en ruinas. Queremos ser una puerta de salida al desastre. Quiero que en este histórico estadio nos comprometamos a no regresar al pasado, a construir el futuro de inclusión que nuestro pueblo reclama».

Finalmente, fue Emilio Pérsico, líder del Movimiento Evita, el encargado del cierre. “Crear un colectivo político es la manera más difícil de hacer política. Pero si llega cada uno de los compañeros que está acá, llegamos todos. Queremos construir la unidad política más grande de la oposición, que es con las organizaciones sociales y sindicales adentro, con la militancia adentro. Estamos construyendo nuestro 17 de Octubre”, concluyó.

 

Fotos: Luciano Dico

promoción

Nuestros temas