Redacción Canal Abierto | Desde diciembre, en cada reunión escuchan la misma cifra: 18%. Por eso, los judiciales bonaerenses van a un paro de 48 horas que intentará presionar a la gobernadora María Eugenia Vidal a hacer una oferta superadora que contemple la inflación.

Entre tanto, la Justicia está en el ojo de la tormenta de la opinión pública y Pablo Abramovich, secretario general de la Asociación Judicial Bonaerense se pregunta “¿Independencia para qué?”. Y reflexiona sobre la posibilidad real de que el Poder Judicial mantenga una autonomía de criterios en relación con el poder político.

Entrevista completa: