Redacción Canal Abierto | Este martes se conoció el Índice de Precios al Consumidor (IPC) del Indec para agosto, que arrojó una inflación del 1,4% con relación al mes anterior. Las subas más altas se dieron en el rubro Salud (2,5%); Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles (2,2%); Alimentos y bebidas no alcohólicas (2,1%); y Educación (2%).

En términos geográficos, las zonas más afectadas por los aumentos son el Gran Buenos Aires y la Patagonia, que en casi todos los rubros sufrieron aumentos superiores al promedio. Las cifras tienen correlación con las que había dado a conocer el Instituto de Investigación Social, Económica y Política Ciudadana (ISEPCi) esta semana en su Índice Barrial de Precios, que arrojó un incremento del 1,55% en julio y 1,78% en agosto, en un relevamiento realizado sobre 380 comercios de 20 distritos del conurbano bonaerense.

Con estos números, la inflación acumulada desde diciembre de 2016 asciende en promedio a 15,4%, encabezada por los gastos asociados a la vivienda, que escalan hasta el 26,8%. Y en relación con el mismo mes del año anterior, la cifra trepa al 23,1%.

El ritmo inflacionario y los anuncios sobre aumentos que hicieron trascender los funcionarios de distintas carteras para después de las elecciones, auguran una inflación anual bastante por encima del 17% que esperaba el Gobierno, y que pretendió ser, desde el oficialismo, la referencia para las negociaciones paritarias.

 

Foto: Martín Bonetto

Nuestros temas