Redacción Canal Abierto | Luego de un diciembre prendido fuego en los organismos del Estado, con más de mil despidos en todo el país, el Gobierno Nacional parece haberse propuesto batir sus propios records y cada funcionario se apresura en cumplir al pie de la letra los objetivos diseñados por el Ministro de Modernización Andrés Ibarra.

En la última semana hubo fuertes protestas y medidas gremiales en la ciudad de Azul, por los despidos en Fabricaciones Militares y el cierre de la fábrica Fanazul; en Río Turbio, por el brutal recorte en la empresa carbonífera YCRT; y en la ciudad de Buenos Aires, por conflictos en el SENASA, donde pretenden privatizar los controles agroalimentarios, y en el Instituto de Tecnología Industrial, donde hoy mismo se conocieron 250 telegramas.

Los trabajadores estatales, junto a los consejos directivos de ATE, a las seccionales y juntas internas, suman acciones al plan de lucha contra los despidos y todos los días se siente el reclamo por la reincorporación de todos los cesanteados.

Azul

Durante miércoles y jueves, una multitud de trabajadores, hombres y mujeres de la ciudad, se mantuvieron en un sólido corte de ruta por la reapertura de Fanazul.

Los fabriqueros amanecieron sobre la Ruta 3 y la 51, sosteniendo un corte por 12 horas. Es el sexto desde que se inició el conflicto el último día de 2017, tras los 230 despidos y el cierre de sede local de Fabricaciones Militares.

La medida culminó con una gran marcha desde la Terminal hacia la Plaza Gardel, ubicada en el centro de la localidad bonaerense.

Santa Cruz (*)

El secretario general de ATE Río Turbio, Miguel Páez, confirmó los 400 despidos la empresa Yacimientos Carboníferos de esa ciudad: “Arrasaron con una bestialidad descomunal”. Además, el dirigente minero informó que continúa la paralización de actividades en toda YCRT.

Los telegramas le llegaron a delegados, paritarios, trabajadoras embarazadas, trabajadores a los que les faltaban 3 o 4 meses para jubilarse, a supervisores, jefes, operarios. Además, hay 40 despedidos de Luz y Fuerza Patagonia, en la Usina, y 900 trabajadores  nucleados en la UOCRA, que se ocupaban de la construcción, también quedaron en la calle.

En la cuenca Carbonífera de Río Turbio continúa la paralización de actividades a la vez que se lleva adelante una concentración en la boca de mina. La acción es desarrollada por la mesa Inter-sindical (4 gremios tienen participación en la empresa estatal), en rechazo a los despidos y para exigir la apertura de un canal de diálogo.

(*) Foto de portada

Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria

Como continuidad del plan de lucha que incluyó ayer una Jornada Nacional de protestas, los trabajadores del SENASA se concentraron en Avenida de Mayo y 9 de Julio, para movilizarse por el centro porteño, pasando por el Obelisco, hasta llegar a la puerta de la sede central de la Sociedad Rural Argentina, ubicada en peatonal Florida entre Lavalle y Corrientes. La colorida marcha de los empleados estatales del organismo fue para continuar rechazando los 130 despidos anunciados informalmente en diciembre y para denunciar que el recorte de personal, el ajuste presupuestario, y la privatización de los controles sanitarios ponen en riesgo la calidad de vida de toda la población.

Los trabajadores de ATE SENASA iniciaron una campaña de difusión en la que explican que la función principal del organismo es garantizar la inocuidad de los alimentos que se producen en el país, para el consumo interno o la exportación: “Las actuales autoridades del SENASA desfinancian al organismos, pero lo que es peor es que quieren pasar los controles a manos privadas (a los mismo productores)”, denunciaron en los volantes que repartieron durante toda la marcha a las personas que se acercaron o simplemente pasaban cerca de la protesta.

Además confirmaron la realización de un Paro Nacional de ATE SENASA de 4 días de duración, que comenzará el próximo martes.

Instituto Nacional de Tecnología Industrial

Hoy mismo se confirmaron los rumores sobre despidos en el INTI, que vienen sumar problemas al sector de ciencia y técnica, duramente golpeado desde la llegada de Mauricio Macri a la Casa Rosada. Según le informó el gerente de Recursos Humanos a los dirigentes gremiales, por órdenes del Gobierno se apuraron los despido

s. En el día de hoy se emitieron 250 telegramas. Los trabajadores realizaron una asamblea y una protesta en la puerta del organismo, en el cruce de Avenida General Paz y Constituyentes, pero los funcionarios y directivos ya no estaban para recibirlos.

Se trata de una reducción de personal que dejaría a muchos sectores del organismo sin funcionar.

Francisco Dollman, delegado general de ATE INTI, e integrante del Consejo Directivo Nacional del sindicato, detalló que “nos llamó ayer a la noche el gerente de Recursos Humanos para darnos motivos que no son ciertos, como que sobra gente. Pese a las promesas que hicieron, no nos dieron nunca el listado con los nombres de los despedidos. Es una política neoliberal de achicar el Estado. Estamos muy preocupados, pero organizados para dar la resistencia”.

Además se registraron acciones gremiales por despidos en Jefatura de Gabinete, en el Ministerio de Cultura, una gran “Caravana por el Trabajo” por toda la provincia de Buenos Aires, con epicentro en la ciudad de La Plata, Agricultura Familiar, Casinos bonaerenses y Hospital Posadas, entre otros.

Estreno

Nuestros temas