Redacción Canal Abierto | A partir del asesinato de Leandro Alcaraz, chofer de la línea 620 de la Matanza, Sobre la Hora dialogó con el abogado y ex Ministro de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires León Arslanian para reflexionar acerca de la seguridad y los abordajes ligeros propuestos desde el gobierno y sectores políticos afines.

Respecto de respuesta esbozada desde el gobierno de colocar cámaras y botones anti pánico, Arslanian explicó: “Estas medidas por lo general tienen eficacia desde el punto de vista investigativo, esto es, una vez ocurrido el hecho investigarlo, determinar quiénes pudieron ser sus autores, las circunstancias o modalidades en las que se produjeron, tiene esta utilidad”.

Sin embargo, el letrado destacó la importancia de abordar la problemática no sólo desde la esfera represiva, sino desde la preventiva. “Lo que ocurre es que no cumple, lamentablemente, con el efecto disuasivo que todos desearíamos” afirmó y sostuvo que “quienes delinquen bajo esas circunstancia, con el grado de brutalidad, crímenes absolutamente gratuitos, crímenes por placer, se trata de sujetos que tienen una problemática, o presentan una problemática que necesitan abordajes distintos”.

Por primera vez, desde el gobierno probvincial, con el Ministro de Seguridad Christian Ritondo como vocero, se diferenció la violencia provocada por el delito con la social. “Estamos es frente a una conflictividad social muy importante, segmentos de marginalidades significativos, históricos, que van produciendo fenómenos de violencia de distintas naturaleza” expresó el Ex Ministro de Seguridad Provincial. Detalló que generalmente éstos delitos son cometidos por jóvenes consumidores de drogas o estupefacientes. “Acá hay un fenómeno complejo de marginalidad es o de consumo de sustancias y de incremento progresivo de la violencia” ratificó Arslanián.

Respecto del cambio en el abordaje, elogió que se tome como un caso de violencia social y no de inseguridad “porque si se hace eso comienza a vislumbrarse, o alumbrarse, un camino alternativo y el camino alternativo para resolver este problema”. “Se trata como un fenómeno de prevención social, esto es, operar sobre todas estas franjas etarias y sociales, con un trabajo de campo, con un trabajo social y buscando formas modos de inclusión” propuso y aclaró que si se encara la problemática por ese camino, “vamos a obtener resultados bastante buenos combinados con lo que se viene haciendo y con lo que se viene midiendo”.

Descargar

Lanzamiento

Nuestros temas