Redacción Canal Abierto | La semana en Buenos Aires comenzó con la inauguración de la avenida Corrientes en su versión peatonal. La celebración se extendió a lo largo de siete cuadras y siete horas, en el tramo que va desde Callao al Obelisco. La peatonalización costó 275 millones de pesos e incluyó 18 nuevos contenedores de basura que se abren con tarjeta magnética “para evitar que la gente se meta y saque basura”, según explicó a los medios el ministro porteño de Espacio Público, Eduardo Macchiavelli.

En tres años, el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta pasó de tener 100.000 personas a 204.000 en situación de calle. La Dirección de Estadística y Censos informó que la pobreza alcanzó al 21,3% de los habitantes de la Ciudad, con una indigencia del 6,7%. La debacle se explica en políticas públicas: las partidas presupuestarias dedicadas a asistir a la población más vulnerable fueron sensiblemente subejecutadas.

La cartera de Hábitat y Desarrollo Humano, a cargo de Guadalupe Tagliaferri, dejó sin ejecutar $475 millones de los $1690 millones aprobados para el programa Ciudadanía Porteña que apunta a superar la indigencia. Una subejecución del 71,89%.

De acuerdo con los datos publicados por el Ministerio de Economía y Finanzas de la Ciudad, el área de desarrollo social dejó sin transferir más de $ 1160 millones de los $ 12.490 millones que la Legislatura porteña le habilitó a gastar para 2018, según recopiló El Cronista.

La cartera de Hábitat y Desarrollo Humano, a cargo de Guadalupe Tagliaferri, dejó sin ejecutar $475 millones de los $1690 millones aprobados para el programa Ciudadanía Porteña que apunta a superar la indigencia. Una subejecución del 71,89%. El programa consiste en una tarjeta emitida por el Banco Ciudad para comprar alimentos y artículos de primera necesidad en comercios adheridos. Este año, y de acuerdo con una inflación que los cálculos optimistas ubican en 34%, ese ministerio tiene un presupuesto apenas 12,8% superior al de 2018.

En lo que refiere a incentivos productivos, el Promudemi (Programa Municipal de Microempresas), que otorga créditos a tasa cero, evitó utilizar más de $3,6 millones en concepto de transferencias.

El informe titulado Derrumbe social en la Ciudad de Buenos Aires, elaborado por el Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas, detalla que “el 43,7% de las personas no tiene asegurado el acceso a una canasta total de bienes, son 1.343.000 porteños que manifiestan fragilidad de ingresos por no contar con ingresos familiares mínimos de $39.187,13 que los coloque entre los sectores medios”.

En el distrito que tiene el mejor ingreso promedio por habitante en el país, que representa el tercer presupuesto detrás del nacional y el bonaerense, y que terminó 2018 con un superávit de $3500 millones, 163.000 personas pasaron de estar en posibles condiciones de fragilidad a vivir en situación de pobreza en cuestión de meses.

promoción

Nuestros temas