Redacción Canal Abierto | Hace siete años, cada 30 de julio se conmemora el Día Mundial Contra la Trata de Personas. La fecha fue establecida en 2013 por la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) con el objetivo primordial de generar mayor conciencia respecto de las víctimas, y promocionar y proteger sus derechos.

Esta conmemoración se anexa al “Día internacional contra la Explotación Sexual y la Trata de Personas”, que se conmemora el 23 de septiembre, fecha en la que, en el año 1913 se promulgó en Argentina la primera Ley contra “La Trata de Blancas, la prostitución de niñas y adolescentes y el proxenetismo”, conocida como Ley Palacios, en homenaje a su autor, Alfredo Palacios.

Asimismo, en el año 2008 se sancionó en el país la ley 26.364 contra la trata de personas. A raíz de ello se crearon organismos especializados en diversos ámbitos del Estado nacional y provincial.

Según informó Zaida Gatti, titular del Programa Nacional de Rescate y Acompañamiento a las Personas Damnificadas por el Delito de Trata, hubo 10 casos de víctimas argentinas que estaban siendo explotadas en otros países y fueron repatriadas para que siguieran aquí su asistencia.

La funcionaria también explicó que con la cuarentena hubo que modificar el protocolo de trabajo en lo que respecta al contacto directo con las víctimas para seguir cumpliendo sus funciones en la medida de lo posible. Y agregó: “Desde el comienzo del aislamiento social, preventivo y obligatorio, el 20 de marzo, 200 víctimas de trata fueron rescatadas en la Argentina de las fronteras para adentro y no tuvimos casos intrafronteras, de alguien que quisiera entrar a una persona en situación de explotación desde otro país”.

De esas 200 personas, el 67% sufría trata laboral y el 30% trata sexual entre marzo y junio. Además, la línea 145 recibió alrededor de 1.020 llamados y se realizaron 340 intervenciones relacionadas con el delito durante el mismo período.

El Programa Nacional realizó 340 intervenciones que incluyeron notificaciones a las víctimas sobre novedades en los procesos judiciales en curso, información y contención emocional, y acompañamiento en sus declaraciones testimoniales. También, se adecuaron los procedimientos en el dispositivo de Cámara Gesell para registrar testimonios pese a la pandemia.

Por su parte, los equipos interdisciplinarios continuaron participando de allanamientos para rescatar y asistir a víctimas de trata con fines de explotación sexual o laboral. También se han mantenido guardias de 24 horas tanto para el rescate y asistencia en el terreno como para la recepción de denuncias, pedidos de orientación y de ayuda a la Línea nacional 145, que funciona todos los días del año.

La titular del Programa informó también que hay una nueva modalidad de trata que está relacionada con sectas religiosas. “Tuvimos casos en La Plata y Mar del Plata, y es una realidad que está invisibilizada”, señaló.

Desde enero al 30 de junio se realizaron 297 rescates. En la provincia de Buenos Aires se registraron la mayoría de casos (207), seguida por Mendoza (20) y Salta (24). Desde la implementación de la Ley 26.364 de Prevención y Sanción de la Trata de Personas y asistencia a sus víctimas, en 2008, y hasta el 30 de junio último, se ha rescatado o asistido a un total de 15.271 víctimas.

Recibí más periodismo de este lado

Nuestros temas