Canal Abierto Radio | Se realizó el Primer Encuentro Nacional de Obreros Rurales y Campesinos organizado por la Federación de Trabajadores Agrarios de la Actividad Primaria (FETAAP) y la CTA Autónoma. Allí se debatió sobre los derechos laborales de les trabajadores, el ordenamiento territorial, el uso y tenencia de la tierra, y el cuidado y la defensa de los bienes comunes.

“El encuentro es de 15 provincias que estamos dentro de la CTA Autónoma con diferentes cosechas cada una, lo que queremos es continuar trabajando la tierra pero desde otra visión. Venimos peleando desde los sindicatos para que se reconozcan los derechos de las trabajadoras y trabajadores de la ruralidad“, manifestó Gabriela Reartes, trabajadora rural y secretaria Administrativa de la Asociación de Trabajadores Rurales y Estibadores de Salta (ATRES), en comunicación con Canal Abierto Radio.

Según contó la dirigente gremial, ahora está regularizada y es asalariada, pero no siempre fue así: “El primer estatuto del trabajador rural fue en el 44, donde Perón nos dijo que nuestro esfuerzo no era un por un plato de comida y un techo, sino que también necesitábamos un jornal porque valía nuestro esfuerzo, lo que hacíamos. Después llegó la dictadura, se cayó el estatuto y cuando volvimos en el 84, tuvimos una Ley de la dictadura que más que para el trabajador fue armado para las grandes patronales que te decían que el trabajador y la trabajadora tenían que trabajar de sol a sol y muchas otras injusticias. En el 2011, con el gobierno de Cristina Kirchner logramos obtener el la Ley 26.727 que también es parte del estatuto del Peón rural dónde se definió un horario de trabajo que era de 8 horas y la posibilidad de jubilarnos a los 57 años”.

Tras cuatro años de gobierno macrista y la pandemia de covid-19, muchos trabajadores rurales perdieron sus puestos y -asegura- “las políticas públicas del gobierno como el IFE y la tarjeta alimentar no llegaron al sector”. En este contexto fue que se organizaron dentro de la ATRES, y comenzaron a producir “porque logramos entender que si la tecnología nos va a reemplazando tenemos que preguntarnos qué hacemos, cómo trabajamos, de qué manera y pensar a largo plazo para poder producir a gran escala donde el trabajador y la trabajadora rural tengan un recurso en el bolsillo”, señaló.

Y agregó: “Las herramientas de producción siguen en manos de los dueños de la tierra y nunca de los trabajadores, por eso nosotros cuando empezamos en diciembre previo a la pandemia ya veníamos con la idea de producir”. “Ahora somos 2000 afiliados en Salta, la misma cantidad de Misiones y así en cada una de las provincias, y no solo en el sindicalismo y la defensa de los Derechos sino también pensando en un futuro para que si la tecnología nos reemplaza tengamos las tierras para trabajarlas”, remarcó.

A su vez, Reartes refirió a la La Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE): “La UATRE tiene historia al lado del gran empresariado”, apuntó, y continuó: “Representa a la patronal y después de la 125 cuando Cristina nos dio para poder sacar nuestra Ley 26.727 el sindicato que se puso opuso a la ley que nos daba derechos”. “Nunca fue un sindicato sino que pasó a ser una caja registradora”. “Los verdaderos gauchos somos los que lideramos y luchamos por nuestros derechos”, aseguró.

Y concluyó: “Tenemos un plan de trabajo futuro. Tenemos sindicatos a nivel nacional y hay algunos que le faltan formalizar pero vamos a organizarnos y después obviamente recorrer los diferentes ministerios y darnos a conocer porque no puede ser que un sindicato que estuvo aplaudiendo cuatro años del gobierno macrista, que es la UATRE, esté sentado al lado del Presidente”.

Escuchá la entrevista completa:

Recibí más periodismo de este lado

Archivo historico