Redacción Canal Abierto | Trabajadores del puerto de Rosario fueron reprimidos ayer cuando realizaban una concentración en la entrada pidiendo la solución a los reclamos por falta de pagos y la reincorporación de 5 compañeros que no fueron alcanzados en las negociaciones tras 25 despidos.

El conflicto se originó en diciembre ante la falta de respuestas por parte de la empresa Terminal Puerto Rosario sobre paritarias y pagos adeudados. En el marco de los bloqueos el puerto estuvo paralizado durante 40 días, fueron despedidos 25 portuarios. Tras la intervención del Ministerio de Trabajo, 20 fueron reincorporados. La patronal se negó a ampliar la medida a la totalidad acusando a los 5 restantes de actos violentos.

En la jornada de ayer continuaba la manifestación con permanencia en el ingreso, aunque ya sin bloqueo. Fue en ese contexto y por orden del fiscal Carlos Cobani que la policía provincial desalojó con balas de goma y gases lacrimógenos a quienes se encontraban protestando, dejando una saldo de 3 detenidos a quienes se les abrieron causas por usurpación. Mañana se definirá si son excaercelados o le dictan la prisión preventiva. También hubo personas que tuvieron que ser hospitalizadas con heridas, entre ellas mujeres y niños.

La empresa Terminal Puerto Rosario es producto de una sociedad entre la mega deudora del Banco Nación, Vicentín, y la chilena Ultramar.

Luis Cabrera es uno de los trabajadores que no lograron la reincorporación. En diálogo con Canal Abierto, relató: “hay un grupo de trabajadores que decidieron entrar a trabajar y a los que nosotros no le prohibimos el paso en ningún momento. El otro grupo decidió seguir con la lucha porque se entiende que este es un problema a futuro. Es que hoy vienen por cinco y mañana pueden venir doscientos más”.

El portuario también se refirió a la connivencia del Secretario General de la seccional rosarina del SUPA, César Aybar, con la empresa. “A nosotros prácticamente nos soltó la mano hace 15 días en una asamblea general con todos los portuarios y nos dijo que él ya no tenía más argumentos, que la empresa mantenía la misma postura y entonces nos convocó a todos nosotros al sindicato para mocionar por seguir trabajando. El 97 ó 98% le dijimos que queríamos seguir con la lucha y él no se hizo cargo de la situación. Nosotros tenemos pruebas, videos de la asamblea en la que se decidió no volver a trabajar”, señaló.

Además, Castro acusa a Aybar de haber tendido una emboscada a quienes tomaron la decisión: “cuando el Ministerio de Trabajo liberó a las partes, él nos dijo a nosotros que no había más nada que hacer y que la única herramienta era ir al parque y tomarlo. La mayoría de la gente puede contar que nos mandó a saltar los portones. Caímos en la trampa y ahora se nos acusa de que somos violentos”.

A pesar de la represión y el levantamiento del acampe, son pocos los trabajadores que han vuelto a ocupar sus lugares. Sobre cerca de 480 personas que se desempeñan allí, menos de 40 han ingresado en los distintos turnos mientras en las inmediaciones de la terminal portuaria se retomaron las concentraciones pidiendo por la reincorporación de los cesanteados.

Solidaridad de clase

Un comunicado firmado por más de 10 organizaciones de Rosario expresa el apoyo a la lucha de los trabajadores portuarios, exige la liberación de los detenidos y reclama a las autoridades nacionales, provinciales y municipales y, en particular, al Ministerio de Trabajo, una solución al conflicto que garantice la continuidad laboral de todos los empleados.

“Más de 300 familias están padeciendo gravemente la falta de pago de los salarios pero, además, están en peligro cientos de puestos de trabajo y la continuidad de una herramienta fundamental para la economía de la región como es el puerto”, dice el texto.

La solicitada lleva la firma de AMSAFE Rosario; ATE Rosario; CTA-Autónoma Rosario; SIPRUS; Sindicato de Jaboneros; Marcha Plurinacional de los Barbijos; Multisectorial Paren de Fumigarnos-Santa Fe; Propuesta Sur; Liga de Derechos Humanos Rosario; Militantes Frente de Todos Rosario NORTE.

 

Foto: La Izquierda Diario

Recibí más periodismo de este lado

Archivo historico