Redacción Canal Abierto | En el marco de la jornada nacional de lucha de la CTA Autónoma y del paro nacional de ATE, miles de estatales, judiciales, docentes, trabajadores de la salud, junto a otras organizaciones sociales y sindicales, marcharon por Avenida de Mayo hacia Plaza de Mayo. 

“Estamos reclamando que se reabran las paritarias, pero también esta movilización defiende el derecho de los jubilados a percibir un haber mayor a la canasta básica”, aseguró en el acto frente al Cabildo el secretario general de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), Hugo “Cachorro” Godoy.

La masiva movilización estuvo encabezada por la Comisión de Despedidxs en la Era Macri que pugna por la reincorporación de los estatales despedidos en los últimos tres años y medio, los cuales -según los gremios- rondarían las 35 mil personas. A su vez, la jornada de lucha exige un bono para los trabajadores públicos provinciales y municipales para aminorar la fuerte pérdida salarial, además de la declaración de la emergencia alimentaria.

“El Gobierno puso al Estado al servicio de las trasnacionales, de la fuga de capitales y de la especulación financiera. Mientras, más de 3 millones de personas padecen hambre en Argentina” (Hugo Godoy, titular de ATE).

Godoy también rechazó el pacto avalado por la siempre oficialista Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), por el cual funcionarios jerárquicos del Gobierno podrían perpetuarse en el Estado: “Están nombrando a dirigentes del PRO en el Hospital Posadas y también en el Estado Nacional. Estos compañeros que están hoy aquí y que fueron despedidos cobraban salarios de 10 mil pesos y en su lugar nombraron a funcionarios con sueldos de 150 mil, y con este convenio trucho lo quieren llevar a 250 mil. No lo vamos a permitir”.

“El Gobierno puso al Estado al servicio de las trasnacionales, de la fuga de capitales y de la especulación financiera. Mientras, más de 3 millones de personas padecen hambre en Argentina -fustigó Godoy-. Con solo duplicar la Asignación Universal por Hijo terminarían con el hambre de esos niños. Pero no lo hacen porque, para Macri, el hambre es una herramienta de dominación”.

Por su parte, el titular de la CTA Autónoma, Ricardo Peidro, afirmó: “lo que pasaron los trabajadores del Estado se replica en los privados. Destruyen el trabajo y las corporaciones aprovechan para despedir y ajustar derechos”. En relación al posible escenario de conflictividad social de cara a diciembre, el máximo dirigente de la Central advirtió: “no nos van a encontrar cruzados de brazos”.

“Los docentes universitarios seguimos defendiendo la educación pública, exigimos presupuesto para las universidades, para salud y educación en todos los niveles, que nuestros salarios no sigan pagando las consecuencias de este modelo, y pedimos al Gobierno que nos pague el bono de $ 5.000 que nos corresponde como trabajadores del Estado”, reclamó, por su parte, Claudia Baigorria, secretaria general de CONADU Histórica y Adjunta de la CTA Autónoma.

Si bien las movilización a Plaza de Mayo tuvo réplicas en todo el país, numerosos referentes chubutenses viajaron a la Ciudad de Buenos Aires para dar testimonio del conflicto que desde hace más de dos meses persiste en la provincia patagónica. Al respecto, el titular de FESPROSA (profesionales de la salud), Jorge Yabkowski señaló: “Hoy Chubut está en lucha, está en llamas, hace más de 60 días que los estatales no cobramos los salarios en tiempo y forma. Este mes nos hicieron un pago en cuotas, tenemos una caja previsional quebrada y estamos sin obra social”.

Recibí más periodismo de este lado

Nuestros temas