Redacción Canal Abierto | En la segunda entrega del nuevo ciclo de entrevistas denominado “Aportes para un proyecto de soberanía y defensa nacional”, iniciativa del área de Producción y Defensa Nacional de ATE Argentina, Gustavo Lahoud, especialista en política internacional y recursos naturales, explica la influencia que podría tener el Brexit sobre Argentina y el Atlántico Sur.

“Argentina, por su superficie y cercanía al Atlántico Sur, debería preocuparse fundamentalmente por ver cómo generar una dinámica de defensa de sus intereses nacionales estratégicos permanentes en esa región. Desde el año 1982 tuvo una modificación estratégica fundamental luego de la guerra de Malvinas, con la consolidación de la presencia británica, usurpando nuestro territorio y las aguas adyacentes”, sostiene Lahoud.

Tras un referéndum celebrado el 23 de junio de 2016, el 51,9%de los votantes del Reino Unido apoyó abandonar la Unión Europea. De esta manera se inició un proceso de dos años que debía concluir con la salida del Reino Unido el 29 de marzo de 2019. Ese plazo se ha extendido hasta el 31 de octubre de 2019. “Más allá de cuál sea la definición de esta salida, sí hay un interés especial de los británicos para consolidar su presencia en el Atlántico Sur a través de las políticas de pesquerías, de la presencia marítima y naval muy relevante, y de la política hidrocarburífera”, explica el especialista del IPyPP, entrevistado por Orestes «Beto» Galeano, dirigente de ATE Nacional.

Recordando la oleada neoliberal por el mundo, encabezada por Ronald Reagan y Margaret Thatcher, el Brexit y las políticas de Donald Trump parecieran apuntar a un nuevo intento de hegemonizar directamente sobre el Atlántico Sur. “Lo que me preocupa de Trump es ese avance en términos de securitizar fuertemente las agendas políticas, de establecer avanzadas a través del Comando Sur en nuestra región en áreas que son específicamente relevantes por el acceso o control vinculadas a recursos naturales y estratégicos”, dice Lahoud.

Por otra parte, en el enfrentamiento global entre China y Estados Unidos, Argentina no se ve exenta. “La presencia de China en nuestro territorio y en la región latinoamericana en general, está relacionada con el avance de ese enfrentamiento. A la vez China también trae su propio objetivo de incursión en nuestro territorio que tiene que ver con una dinámica de desarrollo propio en donde nos ofrecen grandes incentivos financieros y económicos para que entremos en esos acuerdos, pero que después nos pueden atar a situaciones, como lo que vemos en el caso del territorio neuquino”, explica.

La instalación de una base de observación sobre 200 hectáreas en Neuquén se estableció en 2014. “Después de cinco años desconocemos su activación, situación o grado de desarrollo, y para mí es altamente preocupante, sobre todo cuando la Argentina y la región están seriamente desarticuladas”, sentenció Lahoud.

Resumen | Ideas destacadas

En el ciclo de charlas coordinado y producido por Orestes “Beto” Galeano de ATE, se abordarán temas como las islas Malvinas, la Antártida, los recursos naturales, las fronteras, las estrategias regionales, el instrumento militar, el pretendido combate contra el narcotráfico enarbolado por el actual ministerio de Seguridad, las políticas hacia las fuerzas armadas, entre otros, con especialistas destacados de distintas áreas.

Recibí más periodismo de este lado

Nuestros temas