Canal Abierto Radio | Las medidas que progresivamente fue anunciando el Gobierno en la última semana, y que culminaron con la imposición de una cuarentena total para evitar la propagación del virus COVID 19, se marcaron desde lo discursivo y desde la praxis en un aliento a la responsabilidad y la solidaridad “por sobre el egoísmo para cuidar y cuidarnos”.

Hugo Cachorro Godoy, secretario general de ATE, destacó que esto, junto a la idea y la necesidad de fortalecer al Estado, derrota a “quienes promovían la privatización de la salud pública y la educación pública, porque las emergencias y las necesidades del conjunto de la comunidad sólo pueden ser abordadas desde un criterio universalista y eso sólo lo puede garantizar el Estado”.

Este proceso es un puntapié para discutir la redistribución de la riqueza. Para el también secretario adjunto de la CTA Autónoma, las medidas paliativas que se tomaron durante la pandemia deben profundizarse. Por lo tanto, el Estado debería incorporar mayor financiamiento para las pymes; garantizar que no se despida trabajadores y trabajadoras; un salario mínimo para los trabajadores y trabajadoras desocupados; fortalecer el consumo de los sectores populares; y universalizar la Asignación Universal por Hijo.

“Detrás de esta pandemia, lo que hay es una profunda crisis del sistema capitalista mundial. Estamos en una crisis económica social más grave que la crisis que se vivió en los años 30 y superior a la última en 2008. Porque hay deflación de precios, deflación en el valor de las empresas, hoy lo que se está explotando y cayendo son el valor artificial de las acciones de las empresas, hay una caída del precio del petróleo y los commodities, y hay un resurgimiento de la importancia de los Estados como actores económicos sociales más importantes que el de las grandes empresas multinacionales”.

Escuchá la columna completa:

Recibí más periodismo de este lado

Nuestros temas